Julio Sanchez

Una charla entre mujeres o el té con amigas para hablar de la vida, se convierte en un “botox party”; las vecinas chismosas ahora se preguntan “¿Qué se hizo la Adelita?”. El delicado equilibrio tonal y el jugueteo de los grafismos nos revelan a esas mujeres que han perdido su rostro buscando una perfección efímera. En un mundo donde la lucha de las chicas contra el espejo se gana en el quirófano, la sutil ironía y el humor sagaz de la artista denuncian la artificialidad de los arquetipos de la belleza contemporánea.

Left menu